La vida en Canadá al final sí es como la pintan. Pero… ¿qué haremos sin las enchiladas?

¿Te imaginas cómo es vivir en Canadá? Tal vez es un lugar inhóspito, lleno de nieve y gente bonita que se toma de las manos y se pone a cantar. Desde que se anunció la elección de Donald Trump como presidente de EUA, la mayoría de los migrantes ilegales tendrán que elegir entre quedarse, regresar a sus países de origen o huir a Canadá.

En lo personal, Canadá nunca me ha llamado la atención. Tal vez, porque se presenta como el país ideal para vivir en el continente Americano, donde la vida se tiene prácticamente resuelta. Supongo que mi desdén se debe a que me gustan las cosas difíciles, por eso, en pleno siglo XXI, me dedico a escribir (hoy en día es más fácil convertirse en famoso y rico, como Lady Wuuu).

En fin, un muy buen amigo mío recientemente decidió huir de México e ir a Canadá, aprovechando que ya no se necesita visa para ingresar a este país. Antes de irse tenía problemas más graves que los míos: una empresa en quiebra, amenazas de narcos, corrupción gubernamental y una burocracia salida del infierno. Fue por eso que decidí investigar un poco sobre la vida en Canadá empeñado en encontrar algo que le hiciera cambiar de parecer y así no tener que extrañarlo tanto.

De mi investigación, lo que más me sorprendió fue encontrar que los canadienses deben pagar impuestos extraordinarios. Entre un 42 y un 50% de la economía familiar se van al pago de impuestos. Pero luego descubrí que ese dinero no “se pierde” ni “se lo queda” algún politiquillo. Todo el dinero de sus impuestos se invierte en su sistema de salud, en la seguridad social y en la educación. No por nada se destacan en estos servicios.

Jane quitándole el dinero (su billetera) a George de Los Supersónicos.
CREDITO: GIPHY / MONEY WE HAVE

Luego pensé, ¿de qué se queja la gente que visita Canadá? El clima ¡claro! Canadá tiene un clima extremo por situarse cerca del Polo Norte. Sus inviernos tienen, como mínimo, entre 20° y 30° bajo cero. Las ciudades no se paralizan, sino que siguen con su vida cotidiana, solo unos cuantos copitos de nieve estorban la tarde. Después de pensarlo, los lugares fríos son mejores, siempre se agradece un abrazo con cobija y una taza de chocolate. Además con el calentamiento global, supongo que en algún momento este país frío cambiará de temperatura y tendrá un clima “normal”.

https://www.instagram.com/p/BOnqZeljyNK/

Para los latinos, tienen oportunidades en diferentes sectores, como: el de salud, ya que contratan muchos socorristas, personal de primeros auxilios y enfermeros; en el automotriz, pues necesitan operadores, principalmente en Toronto; jardineros, es una profesión linda y muy bien pagada en este país. En cuanto a educación, tienen excelentes diplomados y otros programas de estudio.

Igual pensé que estaría “muy solito” por allá, pero la realidad es que ahí radican más de 400 mil latinoamericanos, además de que el 50% de los migrantes llegaron a este país en los últimos 10 años, por lo que la población es extremadamente joven e influyente.

https://www.instagram.com/p/5Q_zG5SsAi/

Seguí buscando alguna razón para no vivir en Canadá, pero todos los sitios web, libros e incluso críticas de los mismos canadienses, hablan maravillas de su país, así que me di por vencido. Descubrí un país lleno de gente que sigue las reglas al pie de la letra, que cierra sus bares a las 2 de la mañana, que no se salta la fila para llegar, que deja puertas sin seguro y que es mayormente tolerante con cualquier expresión ajena.

https://www.instagram.com/p/BPBFDw3BrqV/

Supongo que tengo las venas llenas de sangre mexicana, por lo que para mí la vida en Canadá sería un poco tortuosa. No puedo ser tan liberal, si no cierro la puerta con doble llave, simplemente no puedo dormir tranquilo. Necesito comerme un buen aguacate, no de esos que son transgénicos. Me gusta estar cerca de la playa y comprar margaritas bien cargadas. Soy fan de las fiestas improvisadas y de los chilaquiles a la una de la mañana. Además de que, al final de cuentas, lo más importante para los mexicanos es ese carácter “muégano” de quedarnos pegados y cercanos a nuestras personas queridas.

https://www.instagram.com/p/BQiGQ2nDK8I/

Aunque, admitiré que Canadá es tan pintoresco y bonito. Desde Vancouver hasta Quebec, son los dueños del himno más pacífico y lo más violento que tienen son las batallas a morir en sus canchas de Hockey.

Crazy final. One to remember. #iihf #usahockey #hockeycanada #centrebell #habs

A post shared by Elliot Vanier (@elliotvanier) on

Tal vez eso es lo que no me gusta, el hecho de que Canadá parece una versión-estado de Disneylandia, donde todo es correcto y nada sale mal. Así que no me queda más que desearle suerte a mi amigo que se libera de las cadenas del tercer mundo y se dirige rumbo a la tierra de las hojas de maple.

¿Prefieres quedarte en México? Entonces aprovecha de los festivales más divertidos de música: Festivales De Música 2017: Los Mejores Eventos En México

Comentarios